QUEBRADERO-679x380

Posted On 20 enero, 2014 By In EDITORIALES, El Quebradero, SLIDER And 883 Visitas

El Quebradero… Los Muertos del 2013

En San Luis Potosí todos los días se comete un homicidio. A diario, una persona muere de forma violenta. Las maneras de cómo quitar la vida son tan variadas que da terror repasarlas.

Este lunes, el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública dio a conocer el total de delitos que por entidad federativa se cometieron y fueron denunciados durante 2013.

En San Luis Potosí fueron denunciados ante la Procuraduría General de Justicia del Estado un total de 20 mil 104 delitos del fuero común. El homicidio es quizá el delito de mayor impacto a la sociedad, pues se refiere a la pérdida de vidas humanas y al hecho de que las víctimas dejan familias abandonadas y sin sustento.

El año pasado, en San Luis Potosí, fueron denunciados 352 homicidios, de los cuales, 261 fueron identificados como dolosos, es decir, relacionados con la delincuencia organizada o lo que es lo mismo, ejecuciones.

Se reporta que 78 homicidios fueron provocados por arma de fuego y 37 por arma blanca, mientras que con un concepto tan oscuro como inexplicable como el “otros”, se da cuenta de 137 homicidios.

El término “otros” suple o sirve para ocultar el tipo de instrumento que se utilizó para matar o en su caso, sirve para dejar en claro que la autoridad judicial solo confirmó la muerte de alguien, pero sin saber cómo lo asesinaron.

Según la estadística federal que se integra con los datos que proporcionan mensualmente las Procuradurías estatales, el año pasado hubo diecinueve denuncias por secuestro, plagio o privación ilegal de personas.

Contabiliza además 119 denuncias por extorsión de personas en todo el estado. El año pasado los delincuentes se robaron con o sin violencia 741 vehículos; 497 negocios fueron víctimas de robos en sus instalaciones; mil 050 casas fueron visitadas por los amantes de lo ajeno; 503 ciudadanos fueron víctimas de robos en la vía pública y hubo 73 robos en carreteras del estado.

Esta es la radiografía del delito en San Luis Potosí, según lo ocurrido el año pasado. Esos datos han dado pie a que Gobierno del Estado afirme que se va ganando la pelea a los criminales.

En diciembre pasado, la Secretaría de Seguridad Pública, emitió boletines de prensa para asegurar que la incidencia de delitos ha venido a la baja. Se comparó al estado con diez estados más o menos violentos y resultó que en San Luis Potosí estamos mejor que en Nuevo León, Guanajuato, Tamaulipas o Jalisco.

Lamentablemente no se comparó al estado con entidades como Yucatán, donde, por ejemplo, en todo 2013 no se reportó un solo secuestro. O como es el caso, en materia de homicidios, donde San Luis triplica el número que hubo en Yucatán.

Pero más allá de las odiosas comparaciones, lo que es real y que ahí está, es que las ejecuciones no han parado, que los robos, secuestros y extorsiones continúan, podrán ser menos que el año pasado o que el antepasado (lo cual es materia de otro artículo), lo cierto es que la muerte, la zozobra y la incertidumbre no se han ido.

Por el contrario, los sucesos que se han presentado en las primeras semanas del año, incluido el hallazgo de una fosa clandestina con cinco cadáveres en el municipio de Ciudad Fernández, obligan a que las autoridades dejen de lado su discurso triunfalista y se pongan a trabajar.

 Juan Antonio González